top of page
Gabriela Borraccetti

El Universo en tí

Buscar

Psicoastrologuía: el ingreso de Saturno al Signo de Piscis

Al poco tiempo de ingresar el Sol al Signo de los Peces, hará su entrada al mar de los tiempos el planeta Saturno. Concretamente el 7de marzo de 2023. Que Significa que el Tiempo se conecte con el agua y las olas del mar? Que puede signficar que los logros o la autoridad pierda efectividad?. Que podría provocar que una grieta defe pasar al mar o al orgnismo partículas que no sean sanas para nuestro organismo?


Comentaremos a grandes rasgos que implica para Saturno, un constructor, armar un castillo en medio de la marea.


Si Saturno es la piedra, la dureza el límite o lo medible, el mar es lo que desgasta la roca, lo ilimitado, lo blando que se desmembra por el desgaste. Como veremos, no hay ni un poco de compatibilidad entre un planeta tan matterial como Cronos y su ubicación en este sector último de la rueda zodiacal. Esto implica que todo lo que hemos valorado de forma mundana, no nos servirá ya de apoyo para calmar sentimientos de aislamiento, culpa, asumir responsabilidaes, reconocer caminos, poder recorrerlos como antes o temas relacionados profundamente con la soledad emocional o todo lo que pertenece al plano de lo inmaterial, la sinrazón o la impotencia.


Aquí Saturno nos enseña que no hay modo de detener el avance de lo que alguna vez nació, se desarrolló y ahora, por efecto de la gravedad y tal como lo haría la piedra en el mar, llegará al fondo, al fin de su apogeo y ese fin no siempre es negativo según el nivel evolutivo con que podamos apreciar el despojarnos de lo que ya dejó de ser un ideal que se cuenta en el banco o en el cuerpo.



Quienes más sufrirán sus efectos, son todos aquellos que haya basado o desarrollado exclusivamente su rol o su sentido de pertenencia social, a las cosas que se pueden tocar y medir ya sea en poder, billetes, cargos o mando. Nuestros monumentos se "deshacen" o al menos desaparecen cuando caen al mar y no hay mejor metáfora que esta para ver como el ego se disuelve y ya no contamos con un papá con autoridad, un jefe que sea fuerte, un responsable que se haga cargo de nosotros y soporte el peso de una obligación. En síntesis, la figura paterna o todos sus sucedáneos, se ponen en tela de juicio en este período de tiempo. Aquí necesitaremos reconocer que no somos un ego, sino algo mayor conectado a los demás.


Saturno en Piscis entregará al altar del sacrifficio todo aquello con lo que se identifica con el mundo que rige Neptuno. Estas aguas disolverán lo que por sí mismo, el ego quiere conservar. No hay proceso de despojo si uno no aprende a aceptar el sacrificio de lo que se construyó, y a estas alturas, será poner ciertos aspectos de uno mismo en un altar de ofrenda. Nada es nuestro, todo afecta a todos.


Saturno en Piscis hace que las restricciones tomen forma de carencias, de abandono y pérdida. Pero también es una forma de entender que la ilusión de lo perdurable, inclusive lo que se ha tallado en piedra o convertido en carne, pueda desaparecer. La seguridad no provendrá de nada que pueda palparse. Ya no nos sirven millones de monedas de oro, yates, esplendor y riqueza. El tiempo se podrá percibir como casi eterno o quizá eternamente vacío de sentido si no encontramos entre la bruma, la sabiduría de quien puede vivir, ver y ser más allá del "tener". Esta es una de las más elevadas lecciones del tránsito si hemos sido apegados a las distinciones sociales.




Saturno en Piscis, gusta de disolver los límites y las formas que en la Tierra le damos a todo: a los logros, a las personas, al prestigio, a la posición social, al trabajo e incluso a la conexión que mantenemos con él de forma emocional. Podemos vivenciar a todo lo que nos rodea como algo sin importancia o sin sentido. Cronos en el Signo de los Peces, pone en tela de juicio la medición del tiempo, de lo normal, de lo sano y de cualquier parámetro medible. No hay presente, pasado ni futuro, lo cual puede hacernos sentir la eternidad o la locura de no saber a donde estamos parados. Nos borra las "referencias" de lo conocido y nos somete a un proceso en el cual todo lo que creíamos "seguro"o logrado, pasa a cobrar bordes tan difusos que pueden enloquecernos o enfermarnos, y no sería muy loco pensar en que algunas enfermedades similares o derivadas de la pandemia, hagan que el aislamiento, comience a ser más común en la sociedad. Por supuesto que no se descarta que nuestro sistema defensivo, se pueda ver expuesto con mayor facilidad a los "residuos patógenos" del ambiente.


Lo mismo sucederá con las instituciones y la pérdida de autoridad, o la evación hecha y derecha de las responsabilidades, las trampas y el desgaste de lo que debería haber funcionado de forma de jerárquica y responsable. Esto puede provocar efectos que van desde la evación de la ley, las proscripciones y una serie de injusticias basadas en meras trampas a los códigos. Como dije antes, cualquier cosa se "disuelve" y desaparece en las aguas del mar.


Este tránsito de Cronos por el final del Zodíaco, puede manifestar también en la falta o el exceso de lluvias, el uso de agrotóxicos y los envenenamientos que causan enfermedades. Debemos cuidar en especial el tema de la ingesta y el cuidado de lo que incorporamos o abosrbemos no solo en temas alimentarios sino en temas emocionales, ya que no hacerlo, podrá convertirse en tóxico para nuestro organismo y nuestra Tierra. No se puede dejar de lado que lo que ya comienza a resonar al menos en Argentina, es la presencia de un británico en un sector del país que no puede ocupar, el cual se ha adueñado hace años de un lago que justamente se llama "escondido". Supongo que durante el tránsito de Saturno en Psicis, se dirimirá su pérdida o la evasión de toda ley para retirarse de un territorio que en teoría, debería ser soberano. Está terminantemente prohibido que cualquier extranjero ocupe una tierra cercana a los límites del páis. Está prohibido adueñarse de un bien público. Pero como verán, todo esto está por reverse.


En general, la función saturnina en aguas neptunianas, lo cual puede llevar a tomar medidas muy severas con respecto a los temas que se relacionen con las pérdidas de recursos en nuestro planeta, incluida la muerte de peces, pezca prohibida u ocupación indebida de territorio y aguas. Sin embargo, no podemos de dejar de tomar en cuenta la debilidad que pueden tornar inviable a las instituciones o su consabida corrupción para eludir responsabilidades.


Como siempre, cuando uno vive en un ambiente sombrío y lleno de humores ácidos, el alma sufre. Será entonces obligación hacer un programa de purificación con los métodos que nos parezcan más efectivos. Es necesario evitar o tener mucho cuidado de caer en malas manos o falsas autoridades espirituales. Corremos el riesgo de que nos "infiltren" las ideas con tóxicos más potentes que los que conocemos hasta hoy. No es Piscis solo un signo de emociones, sino uno mental.


Algunas veces Saturno en Piscis nos corta las coordenadas temporoespaciales y nos "vamos" de la lógica del mundo. Pueden afectar al sistema nervioso o a la capacidad de ver claramente las cosas, cuando los límites y contornos entre yo y lo otro o el otro u otra, se difuminan.


En un ámbito más "social", podremos asistir a algunas "renuncias" o incluso imposibilidad de asumir un mandato. Las personas que hayan sido proscritas y alejadas de sus cargos, los gobiernos que nazcan con alguna debilidad, las figuras que entreguen la corona, serán ejemplos notorios de esta configuración, sobre todo cuando se encuentren con el mismo Nepturno transitando dicho Signo en aspecto de conjunción.



Por supuesto, es de esperar que al leer este artículo Ud. sienta temor y espere alguna calamidad, pero no se asuste, -aunque Saturno en Piscis tienda siempre a pensar en forma dramática y se deprima mucho por no encontrar sentido a las cosas, tiene la posibilidad de tener una disciplina férrea para ir por sus sueños y utopías. De alguna manera, Saturno en Piscis nos hace conscientes de que la soledad no es un enemigo, de que ser un ermitaño, no es lo peor que nos pueda pasar, y de hecho, muchos tuvieron esta experiencia al comprobar que el encierro de la pandemia, les cambió en mucho lo que significa salir de fiesta o vivir en modo "croto" mirando películas. Trabajar desde casa y no estar obligados a cumplir con citas o cenas indeseadas.


Saturno en Piscis es como un monje en algún templo lejano, como los Tibetanos. Renuncian a muchas cosas de la vida a cambio de una mucho más espiritual. Con Saturno en Piscis, podemos hacer algún sacrificio en nombre de aquello que consideramos más elevado, obvio, sin dejar de analizar la culpa que se desliza por debajo o la consciencia de hacer un sacrificio de todo lo que se valora a nivel general. Como dice el budismo, no es bueno apegarse a nada y se verá crecer este concepto durante esta pepoca.


Por fin, tendremos que trabajar sentimientos de pérdida y compensación, de retaliación, de culpa, de impotencia y de fragilidad. Enfrentar nuestros miedos será crucial y también aprender a vivir o a apreciar, una vida menos esplendorosa y más signficativa en términos de generosidad y servicio desinteresado. Esta es quizá la lección más importante de Cronos diluyéndose en el mar de Neptuno. Para cuando vuelva a pisar el Signo de Aries, tendremos la posibilidad de regir o dejarnos regir para tomar control sobre los límites personales.


NOTA IMPORTANTE: no todo lo escrito aquí le afectará a Ud. Para hacer una lectura correcta, siempre siempre,es necesaria una Carta Natal. Saludos y hasta la próxima!



223 visualizaciones1 comentario

Entradas recientes

Ver todo
bottom of page